15 de agosto de 2017

Desiderata cuadragésima primera: Fiesta nocturna

En la bulliciosa confusión de la vida...

Me estiro en un sillón
de una casa conocida.
Jolgorio a mi alrededor.
La fiesta aún no termina.

Tiene cada habitación
un ambiente diferente.
No todos de mi devoción,
pero la gente se divierte.

Los recorro, y me uno
a lo que hacen los presentes.
Pasamos este tiempo juntos
mientras las horas crecen.

Para cuando haya salido el sol,
recogerán los supervivientes.
Alguno, en medio del sopor,
van diciendo cosas incoherentes.

Y cuando vuelvo a mi casa
(más dormido que consciente)
sonrío. Ha sido divertido.
¿Dónde y cuando la siguiente?

Pues una de mis aspiraciones es vivir estas alegrías.

En la bulliciosa confusión de mi vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario